El Canarias gana el derbi y reina en las islas (68-76)

0
544
ACB Photo
ACB Photo
  • Los laguneros ganan con autoridad en Gran Canaria y se meten de lleno en la lucha por el playoff.
  • Los aurinegros suben de la décima a la octava posición de la Liga Endesa.
__________
José Luis Hernández @JoseLuisHdezT7
Fotos: ACB Photo

La Laguna (Tenerife), 29 de abril de 2018 - El Canarias de La Laguna se ha llevado el derbi canario de forma brillante (68-76), y reina en las islas. Tras haber dado cuenta del equipo grancanario en la primera vuelta, hoy lo ha vuelto a hacer en el Gran Canaria Arena por lo que se mete de lleno en la disputa de los puestos por el playoff, ocupando ya la octava plaza de la clasificación de la Liga Endesa.

La imprecisión ante los dos aros fue la tónica predominante en el inicio del encuentro, en el que hubo bastante igualdad en el marcador con Eriksson y Akognon como jugadores más acertados a la hora de anotar. Gran Canaria cometió reiteradas pérdidas de balón, en el minuto ocho ya llevaba seis, e imprecisiones en los lanzamientos, lo que fue aprovechado por los jugadores de Fotis Katsikaris para cerrar el primer cuarto con ventaja en el electrónico tras dos canastas consecutivas de Javi Beirán (13-16).

El inicio del segundo periodo fue muy positivo para los laguneros. El equipo amarillo y azul se estrellaba una y otra vez contra la intensa defensa aurinegra, que seguía ampliando la diferencia después de un espectacular mate, uno de los mejores de lo que llevamos de Liga Endesa, firmado por un rejuvenecido Fran Vázquez ante Pablo Aguilar, sumado a un triple posterior de un magnífico Tim Abromaitis (15-23).

Luis Casimiro pidió tiempo muerto, pero el Canarias ya había puesto la directa y se iba diez puntos arriba (15-25), si bien Gran Canaria, con un parcial de 4-0 tras acciones de Oliver y Báez, trataba de parar el vendaval aurinegro (21-27).

Katsikaris paró el partido y en la siguiente jugada una clara falta antideportiva de Rabaseda sobre Mateusz Ponitka y otro mate firmado por Fran Vázquez hicieron que el Canarias se fuese, nuevamente, de diez puntos en el videomarcador (21-31), para llegar al descanso con un equipo, el tinerfeño, que seguía haciendo mucho daño desde más allá del arco de tres puntos (29-39).

En la reanudación, el Canarias parecía romper el partido. Una máxima diferencia de quince puntos (29-44), ponía tierra de por medio entre los dos representantes canarios en la ACB, pero el anfitrión, con un parcial de 8-0, se resistió a entregar el partido (37-44) y elevó la emoción con un tapón de Xavi Rabaseda a Abromaitis y un triple del propio jugador local (40-47).

La defensa aurinegra asfixiaba el juego interior del Gran Canaria, Balvin y Báez cometían su tercera falta personal, y aunque los grancanarios mejoraron el rebote ofensivo sólo pudieron ponerse a cinco puntos de los tinerfeños (44-49), con una canasta de Pablo Aguilar. A pesar de que los de la isla redonda estrecharon la renta, los del Teide en el pecho no se vinieron abajo y encararon los últimos diez minutos de partido con nueve puntos de ventaja (46-55).

El Canarias quiso irse definitivamente en el marcador, y tras un mate de Mateusz Ponitka que obligaba a Casimiro a pedir tiempo muerto (49-60). En ese instante el Canarias ofreció su peor versión en el encuentro y los locales aprovecharon la tesitura. Los canaristas se mostraban espesos en ataque y los palmenses encajaron un parcial de 11-0 a los visitantes, liderados por Aguilar y Paulí, igualando el derbi a 60 puntos. Los aficionados locales se las prometían felices mientras los representantes de la Fiebre Amarilla veían sobrevolar en el tercer anillo del Gran Canaria Arena, el fantasma de algunas "pájaras" recientes de los jugadores de Katsikaris. Para colmo de males, una canasta de Balvin ponía a los grancanarios por delante en el marcador (62-60) por medio de Balvin.

El Canarias reaccionó y con seis puntos consecutivos de Ponitka, tomó aire para seguir luchando por la victoria (62-66).  El derbi entraba en sus dos últimos minutos de juego con las espadas en todo lo alto, pero una gran acción ofensiva de Javi Beirán ponía cinco puntos arriba a los de Aguere (64-69), aunque poco duró la alegría entre la Fiebre Amarilla. Oliver  anotó un triple con inmensa fortuna, y acercó a los locales a falta de 40 segundos (68-69). A Javi Beirán no le tembló el pulso y volvió a anotar (68-71), mientras Oliver, en la siguiente jugada, falló un triple y sufrió una merecida técnica por sus airadas protestas, con lo que Kostas Vasileiadis, el cañonero aurinegro, sentenció el partido desde la línea de tiros libres para delirio de sus aficionados, que ahora deberán apoyar al máximo al conjunto de sus amores para lograr el tan ansiado sueño de disputar el playoff por el título de la Liga Endesa por segunda temporada consecutiva.

Ficha técnica

68 - Gran Canaria (13+16+17+22): Radicevic (5), Rabaseda (6), Eriksson (8), Báez (8) y Balvin (7) -quinteto inicial-, Oliver (7), Mekel (-), Seeley (3), Pasecniks (2), Paulí (8) y Aguilar (14).

76 - Canarias (16+23+16+21): San Miguel (-), Akognon (10), Ponitka (11), Abromaitis (18) y Tobey (7) -quinteto inicial-, Niang (2), Bassas (3), Vázquez (9), Beirán (8) y Vasileiadis (8).

Árbitros: Jiménez, Oyón y Sánchez Sixto. Eliminaron al local Balvin (m. 40).

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada número 30 de la Liga Endesa, disputado en el Gran Canaria Arena ante 6.978 espectadores, entre los que se encontraban un nutrido grupo de seguidores canaristas.

Consulte las ESTADÍSTICAS del partido.