• El club de la República Checa compite en la BCL, y en la Liga doméstica, con una plantilla formada, exclusivamente, por jugadores de su país
Fotos: BCL Photo
Martes, 13 de noviembre de 2018
OPAVA (República Checa) - Si existe un equipo diferente en la Basketball Champions League, y en el resto del baloncesto europeo, ese es el Basketbalový Klub Opava. El equipo de la hermosa ciudad checa que da nombre a la entidad amarilla y azul, Opava, está formado pura y exclusivamente por jugadores de su país. No tienen baloncestistas extranjeros porque no los quieren fichar. En la localidad fronteriza con Polonia y Eslovaquia apuestan por los jugadores de casa, algo difícil de creer en los tiempos que corren para el baloncesto.

'Made in Czech Republic'

Hasta diez jugadores de BK Opava nacieron en Ostrava, tercera ciudad más grande de la República Checa y que está situada en el extremo oriental del país, a unos 30 kilómetros al suroeste de Opava, en la región de Moravia-Silesia, a unos 15 kilómetros de la frontera de Chequia con Polonia. Dos de los jugadores de la plantilla checa nacieron en la propia ciudad del club, Opava, y Lukas Bukovjan nació en la localidad de Novu Jicin, a 25 kilómetros al sureste de Ostrava. Solo Svandrlik no es de la región, nació en Plzen, en la parte oeste de la República Checa.

Vaclav Bujnoch, Rotislav Dragoun, Martin Gniadek, Ludek Jurecka, Radim Klecka, Miroslav Kvapil, Jakub Sirina y Filip Zbranek han militado en BK Opava durante las últimas cuatro campañas, Gniadek durante los últimos seis cursos baloncestísticos, Kvapil durante siete años, Klecka nueve y Sirina diez. Increíble pero cierto. 

Por si esto fuera poco, el técnico Czudek es de Opava y jugó para el club en varias etapas: 1996-1999, 2001-2004 y 2007-09. Queda claro que BK Opava es un equipo único en el baloncesto profesional europeo. Su entrenador ha optado por la cantera y por dar oportunidades a los jugadores jóvenes del país, un concepto y una filosofía de club que también extraña en la competición doméstica, Národní Basketbalová Liga (NBL), donde el resto de escuadras compiten con jugadores extranjeros en sus filas, principalmente llegados desde Estados Unidos y la cercana Serbia.

La clave del éxito amarillo

La plantilla del BK Opava es, aparte de un grupo de jugadores profesionales, una familia, un grupo de amigos que juegan de memoria al baloncesto, después de tantas temporadas compartiendo vestuario y vivencias fuera de la pista. Se conocen tan bien sobre el parqué como fuera de él. Esa es la clave del éxito checo.

Los poderes de BK Opava