Foto: ACB Photo/M. Pozo 

Redacción (sbc) La Laguna (Tenerife) / Agencias

El Canarias afrontará un choque sin complejos ante el potente Málaga, que está jugando a un buen nivel  y que, sin duda, es candidato máximo a disputar el Playoff por el título de la Liga Endesa.

El equipo canarista busca en este compromiso ante los malagueños su segunda victoria consecutiva en casa, aspecto que hasta el momento no ha conseguido en lo que va de competición. Ahora tendrá la oportunidad y puede ser un buen momento para conseguirlo.

Saúl Blanco será, en un principio, la única baja que presentará Txus Vidorreta para este encuentro. Del resto, estarán todos y con un Salva Arco que está respondiendo con éxito a las pretensiones del preparador del conjunto lagunero no en vano ante el Gran Canaria fue uno de los grandes protagonistas y referentes del equipo tinerfeño.

El choque de este domingo en el pabellón de Tenerife Santiago Martín, previsto para las 12:30 horas y con arbitrajes de Arteaga, Guirao y Rial, se espera muy atractivo para los dos equipos los cuales se juegan mucho cara a la clasificación final. El cuadro lagunero necesita con urgencia esta victoria, ya que es fundamental para el grupo de Txus Vidorreta no fallar en casa y seguir sumando para intentar abrir una brecha ante los conjuntos de la zona baja. Ganar al Unicaja daría un empujón importante hacia la zona media-alta y así empezar a pensar en objetivos muchos más ambiciosos.

Por su parte, los malagueños pretenderán dar otra imagen después de caer este pasado jueves en Euroliga contra el Lokomotiv Kuban. El equipo que entrena Joan Plaza ofreció en el partido europeo un mal rendimiento en el Palacio Martín Carpena y ello incluso motivó las protestas de los aficionados, también decepcionados por el hecho de que el Málaga no haya podido esta temporada clasificarse para la Copa del Rey que se disputará en A Coruña.

La formación andaluza atraviesa por una clara crisis de juego, con las dos recientes derrotas en la Euroliga ante el Anadolu Efes turco y la del jueves ante el conjunto ruso.

Además, en la Liga Endesa lleva un mediocre balance de nueve derrotas y nueve victorias, la última de éstas la pasada jornada en Málaga ante el Baloncesto Sevilla, al que se impuso con muchas dificultades (71-66).

El objetivo del Málaga sigue siendo acabar entre los ocho primeros a la conclusión de la fase regular para disputar la del título, después de la decepción de la Copa, y continuar en la Euroliga, algo que empieza a ser complicado.

Con la intención de mejorar afrontan el partido del domingo en Tenerife, donde los malagueños ya vencieron la pasada campaña por 71-89 y también en la anterior por 60-71, racha que empezó tras caer en 2013 por 97-92. Joan Plaza tiene la duda de la participación del pívot estadounidense Richard Hendrix, lesionado, mientras que recupera a algunos jugadores que han estado durante la semana enfermos, como el base serbio Nemanja Nedovic, el alero lituano Mindaugas Kuzminskas o el pívot estadounidense Jack Cooley.