Fotos: Cedidas / Basket Insular

Redacción (sbc) La Laguna (Tenerife)

El Canarias ya está en modo Copa. En el Día de los Medios, celebrado en uno de los hoteles propiedad de uno de los dos patrocinadores principales del club aurinegro, los jugadores canaristas soñaban con dar la campanada, y de camino, dar una gran alegría a los casi 500 componentes de la fiebre amarilla que estarán el jueves en el Buesa Arena.

Sin presión, con la etiqueta de equipo revelación de la Liga Endesa colgada al cuello, y con el sueño de vencer al anfitrión realizando un buen baloncesto, el Iberostar Tenerife Canarias volverá a participar en la Copa del Rey. El sorteo, caprichoso, quiso su rival en cuartos de final fuese Baskonia, sin duda alguna, el equipo que más apoyo va a tener en el Buesa Arena y al que ya han situado en el grupo de favoritos al título.

El equipo de La Laguna tiene mucho que ganar, pasar por primera vez de cuartos de final, y nada que perder, volver a casa con la cabeza alta tras una brillante clasificación para el torneo del KO, pero en la mente de los jugadores de la plantilla profesional solo ronda la primera opción. Bien es cierto que la memoria nos trae un fresco palmeo del lesionado Beirán que dio la victoria al equipo tinerfeño en el partido de Liga celebrado el pasado mes de noviembre, pero la competición copera depara otras sensaciones y otras sorpresas. Quizá la de una nueva victoria de los del Santiago Martín en Vitoria-Gasteiz.